Por muchos años, se ha estado discutiendo la posibilidad de que, al padecer alopecia androgénica, se tenga mayor riesgo de sufrir un infarto. Esta afirmación puede parecer un tanto extraña, ya que un posible vínculo entre la caída del cabello común y un ataque al corazón, se creía imposible. Sin embargo, muchas investigaciones, afirman que puede ser cierto. Encontrando, además, que quienes perdían una gran cantidad de pelo de la coronilla, corrían mayor riesgo. En este artículo descubrirás si la alopecia androgénica guarda relación con el infarto y por qué.

Te puede interesar: ¿Se puede acelerar el crecimiento del cabello?

¿Qué es la alopecia androgénica?

La alopecia androgénica hace referencia a la caída del cabello causada por circunstancias hereditarias. Es la clase de calvicie más habitual y conocida en el mundo. Su explicación médica nos dice que, la testosterona, debido a la enzima 5alfa-reductasa, se convierte en dihidrotestosterona. Otra hormona a la que los folículos pilosos son particularmente sensibles. Generándose un daño folicular irreversible, que lleva a la caída del cabello, impidiendo que nuevo pelo vuelva a crecer.

No resulta difícil o complejo detectarla, ya que sus síntomas son muy específicos. El principal indicativo de que el cabello está teniendo un problema, es la pérdida de densidad capilar, dejando áreas con claros. Las zonas donde esto ocurre, son las conocidas entradas y la parte superior (coronilla). Sin embargo, algunos hombres pueden experimentar pérdida difusa en toda la zona superior.

Al inicio de su padecimiento, la alopecia androgénica no se detecta fácilmente. Será el propio individuo el que comenzará a notar que, cuando tiene el cabello mojado o la luz choca directamente sobre el cuero cabelludo, hay claros.

¿Por qué se produce la alopecia androgénica?

La razón por la que un hombre puede desarrollar alopecia androgénica, es por una combinación de factores hormonales y genéticos. Los antecedentes familiares directos son comunes en la mayoría de hombres que la padecen, pero no siempre ocurre. Es posible que un padre disfrute de gran densidad capilar y su hijo se encuentre perdiendo el cabello. Pero el componente genético es de los principales factores.

La alopecia androgénica masculina presenta cierta sensibilidad en sus áreas frontales, superiores y coronilla, a cierta hormona derivada de la testosterona. Las hormonas sexuales del hombre – andrógenos – vuelven más finos y débiles a los folículos. Cuando no se aborda este problema a tiempo o de forma adecuada, los mismos acabarán de miniaturizarse y desaparecer. Es una condición que puede aparecer a partir de los 25 años, incluso, algunos años antes.

¿Qué es un infarto?

¿La alopecia androgénica guarda relación con el infarto? 1

Infarto es el término con el que popularmente se conoce al infarto agudo de miocardio. No obstante, de manera general, el infarto hace referencia a la muerte de las células que se generan en los tejidos de un músculo u órgano. Esto debido a una carencia de sangre en el mismo, llevando a la falta de oxígeno.

Comúnmente, es una afección que se genera por la obstrucción arterial, donde se trasporta la sangre hasta el área afectada. Esto puede suceder por ateroesclerosis, trombosis, tumor, hernia o torsión de un órgano.

Existen varios tipos de infarto, estos son:

  • Infarto agudo de miocardio.
  • Infarto cerebral.
  • Infarto pulmonar.
  • Infarto renal.
  • Infarto intestinal mesentérico.

Los síntomas del infarto y el tratamiento aplicado, dependerán del área que se ha afectado. De igual forma, las causas en cada uno de los casos, pueden ser un tanto diferentes. Actualmente se considera una posible relación entre la alopecia androgénica y este tipo de ataques al corazón.

¿Cómo puede estar relacionada la alopecia androgénica con el infarto?

Estudios recientes realizados sobre los problemas capilares, han encontrado la posibilidad de que los hombres que padecen alopecia androgénica sean más propensos a presentar arterioesclerosis de la carótida, además de un síndrome metabólico. Lo que puede resultar determinante en el desarrollo de un infarto de miocardio.

Muchas de las hormonas que influyen en el buen funcionamiento del cuero cabelludo, también se encuentran vinculadas a las funciones metabólicas. Como a la tensión arterial y la resistencia a la insulina. Todos estos factores que guardan relación con el correcto funcionamiento del corazón.

Para diagnosticar un síndrome metabólico, el hombre debe reunir los criterios a continuación mencionados:

  • Volumen abdominal con un contorno mayor a los 102 cm.
  • Nivel de triglicéridos alterados, con resultados muy altos. Lo que puede generar una arterioesclerosis superior a 150 mg/dl.
  • Tensión arterial sistólica (alta) por encima de los 130 mm/Hg.
  • Presión arterial diastólica (baja) superior a 85 mm/Hg.
  • Colesterol bueno por debajo de 40 mg/dl.
  • Glucemia mayor a los 110 mg/dl.

Entre las últimas investigaciones realizadas referentes a este tema, destaca la realizada en la Universidad de Tokio, Japón en 2013. En esta ocasión se evaluaron a 37.000 personas, llegando a la conclusión de que, puede existir una significativa relación entre la alopecia androgénica y el estrechamiento de los vasos que llevan oxígeno al corazón. Principalmente en los casos donde la calvicie se encuentra en la coronilla.

La información del estudio arroja que los hombres que habían experimentado una pérdida de cabello en la parte frontal y superior del cuero cabelludo, tenían un riesgo del 32% de presentar enfermedades coronarias. A diferencia de los que aun conservaban su pelo.

¿Debe aplicarse algún tratamiento preventivo para evitar este problema?

Ante esta situación, los profesionales no se ponen de acuerdo en si es necesario o no, aplicar algún tipo de tratamiento preventivo. Pues, no se ha llegado a probar, que algún procedimiento surta efecto en los hombres con alopecia androgénica, al evitar su predisposición a los problemas cardiacos.

Afortunadamente, cada uno de estos estudios ha dejado claro, gracias a los datos recopilados, que solo existe una probabilidad de desarrollar estos problemas. Si bien se ha podido descubrir que existe un tipo de vínculo entre la alopecia androgénica y el infarto, este no es tan fuerte, como lo son otros factores de riesgo. Como pueden ser la hipertensión arterial, la obesidad, el tabaco o el colesterol alto.

En lo que sí han llegado a un acuerdo todos los expertos, es que la mejor forma de evitar problemas del corazón, es llevar un estilo de vida sano. No fumar, mantener una alimentación equilibrada, realizar actividades físicas de manera regular, descansar suficiente, entre otras cosas.

Pin It on Pinterest